El Francotirador: Dios, patria y familia